OMS: Omicron presenta un riesgo global muy alto, el mundo debe prepararse

Insta a los Estados miembros a vacunar y apuntalar los sistemas de salud. «Incertidumbre» sobre el grado de inmunidad a las vacunas
  
La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió hoy que la nueva variante Ómicron del coronavirus presenta «un riesgo muy elevado» para el mundo y subrayó que hay todavía muchas incógnitas, especialmente sobre el peligro real que representa.

En un documento técnico en el que también da consejos a las autoridades para intentar frenar su avance, el organismo indicó que «hasta el momento no se ha registrado ninguna muerte asociada a la variante Ómicron».

«Dadas las mutaciones que podrían conferirle la capacidad de escapar a una respuesta inmunitaria, y darle una ventaja en términos de transmisibilidad, la probabilidad de que Ómicron se extienda a nivel mundial es elevada», indicó la organización, mientras se amplía la lista de países donde la variante ha sido
detectada tras los primeros casos producidos en África austral este mes de noviembre.

La OMS agregó que «en función de estas características podría haber futuros picos de Covid-19, que podrían tener consecuencias severas», publicó la agencia de noticias AFP.

Las incógnitas sobre la variante Ómicron, descubierta en Sudáfrica, siguen siendo numerosas, advierte sin embargo la organización: su contagiosidad, y si ésta es inherente a las mutaciones constatadas o al hecho de que la variante elude la respuesta inmunitaria; el nivel de protección de las vacunas anticovid existentes, y la gravedad de la enfermedad, es decir si la variante causa síntomas más graves.

LEE TAMBIÉN
Preocupación El Gobierno insta a completar esquemas de vacunación ante la aparición de la variante Omicron

«La aparición de la variante Omicron altamente mutada subraya cuán peligrosa y precaria es nuestra situación», dijo Tedros Ghebreyesus, director general de la OMS. «Omicron demuestra por qué el mundo necesita un nuevo acuerdo sobre pandemias: nuestro sistema actual desincentiva a los países de alertar a otros sobre amenazas que inevitablemente aterrizarán en sus costas».

El nuevo acuerdo global, previsto para mayo de 2024, cubriría cuestiones como el intercambio de datos y secuencias del genoma de virus emergentes, y de cualquier posible vacuna derivada de la investigación.

A %d blogueros les gusta esto: